+0034 912 777 297 | online@cymper.com

Recomendaciones para cambiar bañera por ducha

Recomendaciones para cambiar bañera por ducha

A medida que nos hacemos mayores y vamos perdiendo agilidad, nuestra capacidad de movilidad se ve reducida y las tareas higiénicas se vuelven cada vez más complicadas y peligrosas si contamos en nuestro baño con una bañera a la que nos es cada vez más difícil entrar o salir. Esta situación se convierte en uno de los factores más importantes y que influyen directamente en el incremento de la tasa de accidentes domésticos. Cada vez más personas realizan reformas de baños y deciden cambiar bañera por ducha.

Es una tendencia en auge tomar en consideración, además de las cuestiones estéticas y de diseño, las necesidades de accesibilidad que tendremos en el futuro cuando realizamos reformas de baños aunque a corto plazo estemos ágiles y tengamos nuestra movilidad a pleno rendimiento. Si decides hacer el cambio de tu bañera por un plato de ducha de obra te recomendamos la lectura del artículo “Claves para la instalación de platos de ducha de obra“.

Las reformas de baños para realizar el cambio de bañera por plato ducha son imprescindibles en hogares en los que habitan personas con movilidad reducida, con alguna discapacidad motora y en los caso en los que seamos conscientes que tendremos alguna limitación de movilidad en el futuro. En las viviendas actuales por lo general se dispone de baños y aseos muy reducidos por lo que se hace difícil adecuar estos de manera que cuenten con condiciones de accesibilidad óptimas, no obstante es conveniente seguir las recomendaciones generales de accesibilidad en aseos y duchas.

 

Recomendaciones para aseos y ducha accesible

LA DUCHA

  • La ducha debe estar nivelada con el resto del pavimento del cuarto de baño para facilitar la aproximación con la silla de ruedas.
  • La pendiente para facilitar el desagüe no superarán el 2% de inclinación. Además el suelo de la ducha debe ser antideslizante.
  • El espacio de la ducha tendrá al menos 90 cm de ancho x 120 cm. Si el recinto es de uso exclusivo de la ducha será de 180 cm x 180 cm para facilitar las maniobras con la silla de ruedas.
  • En este ultimo caso la puerta del recinto debe abrir hacia fuera o ser corredera y tener un ancho de paso de al menos 80 cm. Se abrirá con una manilla para facilitar su apertura y cierre a personas con dificultades de manipulación. El cerrojo no requerirá el giro de la muñeca, será fácil de usar y podrá abrirse desde fuera para poder auxiliar a la persona en caso de caída.
  • Frente a la ducha – preferiblemente frente a la pared en la que está colocada la grifería – debe existir un área libre de obstáculos de 80 cm de ancho y 120 cm de fondo, en el que pueda colocarse la persona en silla de ruedas.

Cambiar bañera por ducha

 

SILLA Y ASIENTO

  • Algunas personas de movilidad reducida no pueden ponerse de pie o tienen dificultades de equilibrio y necesitan ducharse sentados, por ello se debe contar siempre con un taburete, con una silla de ducha o con un asiento de ducha fijo a la pared. Todos pueden adquirirse en las tiendas de ortopedia.
  • La silla de ducha es una silla de ruedas de plástico y es importante que ésta tenga reposa brazos desmontables para facilitar la transferencia desde la cama o desde la silla de ruedas.
  • Hay distintos tipos de asientos de ducha, si bien se recomienda la instalación de asientos con patas. Éstos son más seguros porque el peso de la persona se reparte entre la pared y el suelo. También es útil que el asiento sea abatible, para que pueda recogerse cuando la ducha sea utilizada por personas sin movilidad reducida.
  • El asiento abatible debe tener un ancho y fondo mínimos de 45 cm e instalarse a una altura entre 45 y 50 cm, que es la altura media del asiento de la silla de ruedas. El grifo y la alcachofa deben ser fáciles de coger desde el asiento. Para ello, se fijará en la pared lateral a la de la grifería, a una distancia de 25 cm.

Cambiar bañera por plato de ducha accesible

BARRAS DE APOYO

  • En la misma pared del grifo debe existir una barra de apoyo fija que sirve para hacer la transferencia desde la silla de ruedas al asiento. Esta será horizontal y se instalará junto al asiento a una altura entre 70 y 75 cm. También existirá una barra fija vertical que servirá para regular la altura de la alcachofa, su borde inferior se colocará a una altura entre 120 y 140 cm.
  • Al otro lado del asiento –lado de acercamiento con la silla de ruedas– se colocará una barra de apoyo abatible, estará a la misma altura de la barra fija y a una distancia de 75 cm de ésta.

Cambio de bañera por plato de ducha de obra

GRIFO

  • El grifo será monomando y se instalará entre la barra fija horizontal y la barra vertical a una altura entre 90 y 100 cm. Es conveniente que se instale un modelo que permita graduar la temperatura.

MAMPARA

  • Es preferible que la ducha tenga una cortina en lugar de una mampara para facilitar la introducción en la misma a personas de movilidad reducida. En caso de instalar una mampara será preferiblemente plegable y sin carril en el suelo, porque éste dificulta el acercamiento con la silla de ruedas.

ACCESORIOS

  • La jabonera, el toallero y todos los accesorios que dan servicio a la ducha se instalarán a una altura de entre 70 y 120 cm y cercanos al alcance de la mano desde el asiento.

 

Algunos productos recomendados

SHOWERPROFILE-WS - Perfil de empotrar para formación de duchas de obra
Perfil empotrado anti desbordamiento para duchas
+ Leer más
SHOWERPROFILE-WSK - Perfil para formación de duchas
Perfil sobrepuesto anti desbordamiento para duchas
+ Leer más
Cinta antideslizante adhesiva en color negro
Cinta antideslizante adhesiva color negro
+ Leer más
KERDI-LINE-B - Rejilla inoxidable perforada con marco para platos de ducha de obra
Rejilla perforada para platos de ducha de obra
+ Leer más

Puedes elegir entre una amplia variedad de productos para facilitar la accesibilidad en:

Juntas y Perfiles

¿Te ha resultado útil esta información? y la próxima vez… ¿Sabrás elegir correctamente los materiales necesarios para realizar un plato de ducha de obra?

Por último, pero no menos importante, si te ha gustado lo que has leído, nos encantaría que lo compartas con tus redes y que te unas a nuestra comunidad. Compartir es preocuparse por los otros!

Fuentes consultadas:

(1) predif.org

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *